Vera & the Birds aceite facial antioxidante 50 ml

Vera & the Birds aceite facial antioxidante 50 ml

2200
24,38 €

Vera and the Birds Aceite Facial Antioxidante es un tratamiento natural para las pieles mixtas, secas, muy secas y también las normales, de fácil absorción. Nutre a fondo, regenerando la piel y llenándola de luz, elasticidad y juventud. Es cosmético, que ayuda a combatir estas pieles de aspecto apagado, con pérdida de elasticidad, tirantes o secas.

Descripción

En el Aceite Facial Antioxidante, Vera and The Birds consigue una piel regenerada y nutrida, aumentando su barrera defensiva. Además, hidrata, protege y alisa la piel, difuminando y suavizando arrugas, y sus antioxidantes calman, “rehacen” la piel muerta y se convierten en una barrera perfecta defensiva contra las agresiones y el envejecimiento prematuro, gracias a los siguientes activos:

- Triglicéridos Caprílicos: usados en jabones y cosmética. Proceden de la combinación del aceite de coco y de la glicerina. Es altamente antioxidante, ayudando a neutralizar a los agentes que nos exponemos en el medio ambiente. Paran la oxidación, que afecta la “edad” de la piel y la mantienen más joven. Los triglicéridos caprilicos con sus propiedades antioxidativas paran todas las toxinas que nos afectan y envejecen. Y como emoliente ayuda a mantener la piel mucho más suave. Y actúan como solventes interactuando con otras sustancias.

- Aceite de Jojoba ecológico: aceite de jojoba ligero y profundamente nutritivo y rico en vitamina E, ideal para las personas con piel grasa que necesitan una crema hidratante, por rápida absorción, que se absorbe rápidamente sin dejar residuos grasos, gracias a sus ésteres. Aporta hidratación, y funcionan para extraer las impurezas de la piel, arrastran cualquier resto, piel muerta o impureza. Hidrata, protege y alisa la piel evitando la sequedad cutánea con la nutrición tan rica que aporta, reparándola y protegiéndola.

- Aceite de Comino Negro: los beneficios de su semilla y aceite de comino negro son debidos a tres principales compuestos químicos naturales, que son; la timoquinona (TQ), la timo hidroquinona (THQ), y el timol. Además contiene aceites, carbohidratos, albúmina y más de cien nutrientes que aún no se han identificado, y ácidos grasos insaturados, como ácido linolénico, ácido linoleico y otros. Contiene también cantidades pequeñas de vitaminas B1, B2, B6, niacina, hierro, calcio, magnesio, zinc, selenio y aminoácidos. Hidrata la piel y quita infecciones bacterianas, previene el estrés ambiental, activa el crecimiento de nuevas células sanas e incluso mejora la apariencia de arrugas y manchas.

Los estudios han demostrado que la aplicación del aceite de comino negro reduce la frecuencia de placas de psoriasis observadas en pacientes con dicha enfermedad. Para aumentar la hidratación y color de la piel se debe agregar el comino negro en aceites y cremas hidratantes.

Se ha observado que cuando se aplica comino negro en el área herida, se acelera la curación y se reducen las bacterias, evitando la inflamación. También hay un efecto positivo en la renovación del tejido tisular.

- Aceite de Onagra: también conocido como el aceite de la mujer, es uno de los aceites esenciales más utilizados actualmente. Es rico en Omega 6, que es un ácido graso esencial que debe aportarse al organismo mediante la dieta, ya que nuestro cuerpo no es capaz de generarlo por sí mismo. Es muy beneficioso para la piel y su cuidado, gracias a su alto contenido en vitamina E y ácido Omega 3. Y captura los radicales libres del organismo, lo que contribuye a evitar el envejecimiento prematuro de las células.

- Extracto de raíz de Cúrcuma: esta “reina de las especies” proviene de la raíz naranja de una planta de la familia de las ‘zingiberáceas’ situada en la India e Indonesia. Los compuestos de la cúrcuma, llamados curcuminoides le otorgan grandes propiedades medicinales a esta especia. Sus aceites volátiles, proteínas, resinas y azúcares, también contribuyen su poder sanador. Además, contiene vitaminas C, E y K, niacina, sodio, calcio, potasio, cobre, magnesio, hierro y zinc. Es un producto, no sólo alimenticio, sino de belleza natural, y se usa como uno de los tratamientos más efectivos para ciertos problemas de la dermis. Eficaz contra el acné, las ojeras y las arrugas de pieles maduras. Con propiedades antisépticas y antibacterianas ayuda a aminorar las cicatrices del acné y reduce la secreción de grasa causada por las glándulas sebáceas. Además, se trata de un gran exfoliante que elimina los signos del envejecimiento, manchas y pieles cansadas o apagadas, incluso desunificadas. Limpia la piel de células muertas, capas externas manchadas, o incluso zonas agrietadas, actuando como agente curativo.

- Aceite de Oliva Virgen extra: usado como bálsamo, tonificante, hidrante y reparador de la piel, y como gran fuente de vitamina E, indispensable para una piel más saludable. - Extracto de Semillas de Glicina Soja: es un complejo natural único, obtenido de la soja y excepcionalmente rico en proteínas y lípidos. Las bioestimulinas de este complejo aporta un extracto purificado de Aloe vera. Mejora la respiración de los tejidos, favoreciendo los intercambios gaseosos y estimulando la epitalización del tejido conjuntivo. Constituye un medio de nutrición celular, por la composición en péptidos y aminoácidos, especialmente los de tipo azufrado, fácilmente asimilables para la formación de los puentes de queratina, y por lo tanto, refuerza y nutre el tejido y redensifica la estructura interna de la epidermis. Reestructura y protege el pelo y el cuero cabelludo de las agresiones externas.

- Tocoferol ( vitamina E):antioxidante biológico. Protege las membranas de las células y la vida de los glóbulos rojos. Preserva la vitamina A y los ácidos grasos esenciales de la oxidación. Actúa por interacción con los radicales libres. Al ser liposoluble, se acumula en los fosfolípidos de la membrana y actúa en la fase hidrófoba.

- Escualeno vegetal: es un derivado del aceite de oliva, y el principal componente del manto hidrolipídico: protector, suavizante y calmante. Usado como bálsamo, tonificante, hidratante y reparador de la piel, y como gran fuente de vitamina E, indispensable para una piel más saludable.

Es un hidratante suave. Refuerza la barrera hidrolipídica de la piel, protege de las agresiones externas, de la deshidratación y además, proporciona flexibilidad y suavidad.

Beneficios de usar Vera and the Birds Aceite Facial Antioxidante

  •  un tratamiento eficaz para combatir la piel de aspecto apagado, con pérdida de elasticidad, tirante o seca.
  •  sus aceites ecológicos ayudan a proteger y reparar la barrera cutánea, a redensificar la piel y a difuminar las líneas de expresión.
  •  es específico para las pieles mixtas, secas, muy secas, e , incluso, las normales.
  • puedes usarlo como tratamiento sustitutivo a la crema de noche.
  • eficaz para añadir un punto de luminosidad en zonas apagadas de la piel. úsalo como el sérum, o sea, para preparar la piel antes del tratamiento.
  • eficaz para que trates cualquier rojez o eccema (aunque debas siempre ir previamente al dermatólogo.
  • potencia la función beneficiosa de tus cremas poniendo una gota dentro de ellas.
  • antes de usar tu maquillaje de labios o cara, úsalo como base primera.
  • muy ligero y nada graso, aporta hidratación, protege y alisa la piel.
  • previene el estrés ambiental, activa el crecimiento de nuevas células sanas e incluso mejora la apariencia de arrugas y manchas.

¿Cómo y cuándo aplicar Aceite Facial Antioxidante Vera and the Birds?

Uso diario. Aplica 5 gotas de este Aceite, con la yema de los dedos, sobre la piel de rostro y cuello, desmaquillada, limpia y delicadamente seca.

Masajea circularmente y de forma ascendente y tensante, siempre con golpecitos favorecedores de la microcirculación.

Completa este producto con tus tratamiento habitual.

Detalles del producto

Dermofarmacia Facial
Aceites

Reviews

No reviews
Producto añadido a la "Lista de deseos"
Producto añadido al comparador

Acepta nuestras galletitas para seguir navegando.